374

Por Enrique Lira

El fabricante europeo Airbus Helicopters se encuentra desarrollando un sistema de propulsión eléctrica de respaldo, que por medio de un motor eléctrico que estaría conectado al sistema de transmisión de la aeronave le proporcionará potencia al aparato en caso de un fallo del turboeje normal. Ello permitirá a los pilotos realizar aterrizajes de emergencia más controlados y seguros. Acorde con el comunicado de Airbus, el respaldo eléctrico durará inicialmente 30 segundos y las primeras pruebas de vuelo iniciarán el próximo año utilizando un helicóptero monomotor H130 como banco de pruebas.
A largo plazo un desarrollo de este sistema podrá utilizarse durante el vuelo normal como refuerzo, con lo que se podría obtener hasta un 15% de ahorro de combustible.  
“En helicópteros de serie, esta tecnología podría ofrecer nuevos estándares en términos de seguridad, al proporcionar a los pilotos de aeronaves de un solo motor una mayor flexibilidad al realizar la auto-rotación en caso de que el motor falle”, comentó Bruno Even, director ejecutivo de Airbus Helicopters.

H130